El despiadado equilibro de una mariposa y la rueda

Disponible en Tubi

Juan Pablo Valero.- Neil y Abby tenían un matrimonio perfecto a simple vista, él era un hombre exitoso en el mundo de la publicidad, ella una fotógrafa que colgó el lente para dedicarse a su familia, sin embargo, un día como cualquier otro su vida cambió, cuando Tom apunta con su pistola a la nuca de ambos y les pide una serie de cosas a cambio de la vida de su hija, quien se encuentra en poder de una misteriosa mujer.

Es el regreso a las pantallas de cine del actor Gerard Butler (Neil), el mismo rey Leonidas de 300, en un papel muy diferente, el de un hombre plagado de debilidades y quien preso de las circunstancias apremiantes se desmorona constantemente.

Por su parte María Bello (Abby), es una actriz que siempre hace papeles inolvidables ya que posé una gran solvencia en el arte de interpretar mujer de todo tipo y en esta película, se luce en su puesta en escena, por razones que no se pueden develar en esta columna.

La contraparte de los dos es Pierce Brosnan (Tom), el mítico James Bond, que en esta ocasión deja al lado sus papeles de héroes o de personajes buenos, para vestirse en la piel de un psicópata con un propósito bastante discutible y con el afán de destruir la vida de Neil.

Cuando cada uno de este matrimonio se disponía a hacer una serie de actividades por separado, aparece Tom, quien los secuestra y le aplica una alta dosis de chantaje para que hagan lo que él pida, de lo contrario se tomaría la vida de su hija en sus manos.

Abby sufre las consecuencias de ser la esposa de un hombre de fortuna y aguanta en silencio todas las desventajas que esto trae consigo, como esconder sus fracasos debajo de la sombra de los aciertos de su esposo, pero a pesar de ello, ha sido siempre una mujer ejemplar, que ha aportado todo para su matrimonio y que ha sacrificado su vida como profesional, para darle los mejores años de su vida a Neil.

Esta cinta de suspenso, aún conserva el elemento sorpresa, que se ha perdido en muchos filmes de su estilo y es por eso que es altamente recomendable que asistan a las salas de cine a pasar un rato que los mantendrá al borde de la silla y que cada minuto del filme cuenta para la resolución del trama y el final del mismo sin duda tomará de sorpresas a algunos cuantos y dará mucho de que hablar, especialmente entre las parejas.

Durante el secuestro Tom va acabando con cada una de las cosas que ha logrado esta familia, los arruina y acaba con todas las cosas positivas que han hecho, para dejarlos prácticamente en la calle, los expone a sus temores y los prueba duramente a cada segundo.El antagonista es un personaje bastante llamativo y tiene formas especiales de desbaratar cualquier idea de escape de los esposos y siempre lleva la delantera del caso, hasta que pone una pistola en las manos de Neil para que haga lo inimaginable.

La película dirigida por Mike Barker, tiene un inicio lento y va entrando en calor a medida que los minutos avanzan, pasan de de encuadres fríos a tomas que reflejan el estado de desesperación de la pareja cautiva y por ello hace un gran trabajo en el propósito del filme, que es atrapar al espectador y dejarlo con muchos pensamientos al final de la función.

Al final se puede definir este filme con la premisa de que en muchos casos se puede abusar a la hora de solventar un problema, como es el caso de aplastar a una mariposa con una rueda de un vehículo, un hecho excesivo para la complejidad del asunto que en este caso es el insecto; hecho que lamentablemente pasa en muchas oficinas, donde el encargado de generar salidas se va por el camino más empedrado para pisotear a sus subalternos y compañeros, haciendo de algo común una guerra épica sin ningún sentido.

Es un llamado a las acciones y la evaluación de ellas, porque lo que uno hace en esta vida, en esta vida se paga, por eso Neil deberá examinar su vida y encontrar las causas que llevaron a ese enemigo furtivo ante su morada y aprender que muchas veces el engaño tiene patas cortas y que la venganza es un plato que se come frío.

El espectador que vea esta cinta encontrará una hora y media de entretenimiento, donde no perderá la atención ni un minuto y que obtendrá lo que se pide en este tipo de películas, una sorpresa y un hecho que te invite a discutir con tu compañía sobre lo acertado o no de las acciones de cada uno de los personajes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *