Por un momento haz el ejercicio de definir como debe ser el amor de tu vida, piensa bien y describe en dos párrafos como debe ser esa persona que quieres a tu lado. Yo la definiría de la siguiente manera:

Zodiacamente la mujer de mi vida debe ser del signo Aries o Géminis; En el horóscopo chino puede ser Dragón (nacida en 1988);Caballo (Nacida en 1978); Mono (Nacida en 1980) o Perro (Nacida en 1982); busco en ella una mujer que me equilibre y que tenga una edad no tan juvenil, porque espero que en su proceso de vida ya haya quemado varias etapas. Físicamente me gustaría que fuera de piel blanca, cabello negro (en su defecto pelirrojo); ojos oscuros; que use lentes de pasta; entre un 1.68 y 1.75 de estatura; que viva en Valencia o Maracay; que sea médico, veterinario o publicista. No debe tener tatuajes o muy pocos (no tengo nada en contra de las mujeres que tienen bastantes); debe tener talentos relacionados con las artes como es el caso de la música, la pintura o la actuación.

El asunto es que, en materia de amores, uno no es tan exigente con lo que quiere

En lo personal debe amar el café, el cine, la montaña, las cosas que nacen de la noche a la mañana; los animales; la buena comida. Debe gustarle leer libros de autores como Cortazar, Eduardo Galeano. Le debe encantar la música y espero que no sea de su agrado nada de lo que haga Arjona. Tiene que amar a su familia, ser independiente, estar emocionalmente disponible; poseer un toque de locura en su personalidad; ser coherente con lo pide y lo que da; si es posible que no sea una celópata desconfiada.

Hasta aquí vamos bien, pero el asunto es que en materia de amores uno no es tan exigente con lo que quiere; de hecho nos dejamos llevar por lo que sentimos y terminamos con personas que son abiertamente diferentes a lo soñado. En mi caso puedo decir que la mujer que me mueve el piso, tiene muy pocas de esa caracteristicas antes descritas y si hago un paseo por quienes han pasado por mi vida, ninguna ha tenido un 15% de los requisitos, que al menos en teoría busco.

El amor es así, va contra nuestra lógica y nos presenta personas que no esperamos, que son magistrales porque no se parecen en nada a nuestros sueños, porque son impredecibles y nos mantienen alerta, en una montaña rusa emocional. Lo que si queda claro que el amor que no puede salirse del guión,nunca te traiciones para darle todo a ese ser que te gusta, sea lo que esperabas o la antítesis de lo que pensabas que era “tu media naranja”.